3 de agosto de 2006

El malvado Zapatero...















No quiero ser cicerone ni el abogado del diablo de nadie, pero este señor ha sido definido por parte de la derecha reaccionaria de este país como:

Un inconsistente, un tonto, un inútil, un bobo, un incapaz, un acomplejado, un cobarde, un prepotente, un mentiroso, un inestable, un desleal, un perezoso, un pardillo, un irresponsable, un revanchista, un débil, un arcángel, un sectario, un radical, un chisgarabís, un maniobrero, un indecente, un loco, un hooligan, un propagandista, un visionario, un chapucero, un excéntrico, un disimulador, un estafador, un agitador, un fracasado, un triturador constitucional, un malabarista, un mendigo de treguas, un traidor a los muertos…

Si vas al extranjero, enseñas esta lista y preguntas a cualquier persona sobre a quién se le atribuyen esos adjetivos muy probablemente no te diga el primer ministro de un pais. Pero si le preguntas quién cree que ha dicho eso, es menos probable aún que diga el jefe de la oposición. Esto sólo pasa aquí y es por culpa de ellos. Los problemas de España empiezan en ellos y se acaban cuando se callan. Como dijo ZP:

"Señor Rajoy, es usted un profeta del desastre, pero un desastre como profeta."

Un interesante reportaje sobre Zapatero por Juan José Millás.

1 comentario:

(pablo) Pelluch dijo...

Zapatitos es el orgullo de Poti. Casi más que Bono, solo casi.